Nueva York (XI) [28.10.10]

28 Jueves [Washington D.C.].


 

Bueno, hoy tocaba dedicarle el día a la capital de la nación, a unas 4 horas de bus desde NY.

 

Bajamos en Chinatown.

 

Uno de los edificios de los archivos.

 

Con el Capitolio de fondo.

 

Mítico monumento honorífico en el Mall.

 

Yo, cogiendo un Washington Post, como en "las pelis". La primera vez que vi uno de estos expendedores de periódicos, fue en Superman.

 

Optamos por subirnos a un bus turístico sin techo, para recorrer más rapidamente la ciudad.

 

La recepción pública para la Casablanca.

 

Vista trasera de la Casablanca.

 

Con Union Station de fondo. La estación central de la ciudad, el Abando de Washington.

 

El Capitolio. Mítica construcción que aparece en las películas, como cuando los de Independence Day arrasan.

 

Lincoln Memorial. Este lugar me recuerda siempre al final de "El planeta de los simios", la reciente.

 

Y poco más. Resulta que enseguida se te echa el tiempo encima. Aparte de que al haber tanta extensión pierdes mucho tiempo con los desplazamientos (incluso en bus), tienes que contar con el factor de llegar al de 4 horas de salir de NY (aunque madrugues) y con el factor de que cuando vuelvas llegarás 4 horas después.

 

Segun llegamos, la sensación que dio es totalmente distinta a la de NY. Una ciudad llena de gente acreditada con pintas formales de político o ejecutivo, calles limpísimas y nada señalizadas. Prácticamente lo interesante está entorno al "Mall", que es el gran recinto céntrico, con gran extensión de verde, el monumento en forma de obelisco en memoria de George W, primer presidente; también se aprecia el Capitolio en uno de los extremos, el lago, el Lincoln Memorial, etc... básicamente la zona neurálgica y más interesante. También se aprecia gran parte de dicho lugar en la escena de Forrest Gump, cuando Forrest vuelve de la guerra y se planta frente un micro y miles de personas.

 

Mi segunda decepción del viaje, después de las dimensiones de la Estatua de la Libertad, fue la Casablanca. La movida es que no puedes ver (y mucho menos acercarte) a la habitual estampa a la que estamos acostumbrados. Tal y como está situada, la visión del público sólo permite alcanzar a la parte trasera, la entrada con las columnas haciendo un poco de curva y el edificio rectangular a ambos lados, es algo que no te permiten ver, una decepción vaya. Lo más representativo de la ciudad y sólo se le puede ver la espalda,... aaiiss... si es que... pero si hasta te acercan al pentágono más de lo que yo esperaba!

 

Todo calles enormes, anchas, muy anchas, edificios bien cargados de columnas y blancos, mucho verde, sin apenas turistas danzando por las rutas habituales... un rollo totalmente distinto como ya decía.

 

Si vas a la ciudad queriéndola ver en condiciones necesitas al menos 2 días, es algo indudable. Además tienes museos a patadas y recorrido bien amplio para patear y fotografiar.

 

Galería de Fotos OnLine

Descarga: 640x480

 

Ven Con Rubo

Compartir en Facebook
Compartir en Twitter

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar